Las ventajas de la buena iluminación industrial

La iluminación industrial es comúnmente asociada a la implementada en bodegas, fabricas, plantas, almacenes y naves industriales. Esta iluminación tiene como finalidad mejorar la visibilidad en este tipo de espacios donde el área a cubrir es muy extensa y los trabajos que se llevan a cabo requieren de unas condiciones muy específicas para poder realizarse de manera adecuada.

 

Las especificaciones que se manejan con este tipo de iluminación requieren de que sea un muy precisas con el fin de evitar cualquier tipo de daño, que puedan ofrecer un ahorro considerable y satisfacer las necesidades de los que laboran en esta área.

 

Existen diferentes tecnologías que pueden ayudar a que los espacios de una fábrica tengan las condiciones adecuadas de seguridad al mismo tiempo que permiten que todos los usuarios puedan realizar sus actividades sin sufrir de calor, falta de visión.

 

Lo importante es tener en cuenta la integridad de las personas que llevan a cabo su trabajo y que la iluminación pueda ser funcional, eficiente, resistente y con gran durabilidad.

Los beneficios de iluminar bien los ambientes de tu casa

Lograr una buena iluminación en el hogar es fundamental no solo para mejorar los espacios sino que también te ayudan a mantener una buena salud visual. Es importante que la iluminación sea correcta para leer sin esfuerzo y hacer las tareas habituales como cocinar, afeitarse, maquillarse o disfrutar de una conversación en familia.

La luz es una base fundamental que ayuda a expresar lo que se quiere en el ambiente y la luz adecuada podrá realizar la función correcta.

Cada habitación de la casa tiene una función primordial y es vital que la luz pueda invitar a llenar de vida esos espacios. La sala de estar por ejemplo necesita una iluminación que promueva un ambiente relajado que invite a entretener a sus invitados.

En el comedor se recomienda una luz relajante y a la vez lo suficientemente intensa para poder ver la comida. Ideal que tenga una iluminación que se pueda ajustar la intensidad.

La cocina es un espacio que demanda una luz más intensa, ya que debido a las áreas de trabajo y las tareas que se llevan a cabo se necesitan una luz brillante.

Los baños necesitan de una luz donde las personas puedan verse bien ya que se desarrollan acciones como afeitarse o maquillarse.

Por último, los dormitorios son un ambiente donde se busca relajar las personas por esto la iluminación debe invitar a un ambiente de descanso o de lectura si se acostumbra a hacerlo.

Lo más importante con la iluminación es que se haga de manera que se invite a llenar de vida los espacios, que realcen los detalles de la decoración, que permitan ver bien y así evitar accidentes.

Una buena iluminación ayuda a trabajar mejor

Muchas veces cuando se realizan mejoras en la oficina o emprendemos un nuevo proyecto pensamos en muchas cosas pero tendemos a dejar de lado un aspecto muy importante como es la iluminación.

Un buen sistema de iluminación en el trabajo estimula la productividad, mejora el estado de ánimo y genera bienestar en los empleados. Diferentes estudios han comprobado que una correcta iluminación genera ahorros energéticos en un 80% además de disminuir la siniestralidad y el número de bajas.

Evita que tus empleados sufran en sus puestos de trabajo de cansancio, fatiga mental, migrañas o cualquier dolencia asociada de la fatiga en la visión al mismo tiempo que proteges su vida e integridad.

Recuerda que la mayoría de la información que reciben los trabajadores requerida para hacer su trabajo entra a través de los ojos.